Bebé con moderación. Prohibida la venta de licor a menores de 18 años.

Corona Extra es la cerveza mexicana de mayor venta en el mundo y la marca más valiosa de Latinoamérica de acuerdo con Millward Brown.

Es una cerveza tipo Lager Pálida de 4,60° de alcohol.

Corona Extra se enfoca en la gente que busca relajarse y refrescarse.

NOTAS DE CATA

  • Apariencia: Amarillo pajizo de tonalidades doradas, cristalina y traslúcida, desarrolla una carbonatación moderada de burbujas gruesas que ascienden bajo una espuma blanquecina y delgada, de mínima persistencia al beber.
  • Aromas: Notas a cereal y fruta, a grano crudo y manzana verde, esboza un mínimo dulzor a mitad de nariz para luego desarrollar notas de oxidación y una cualidad sulfurosa en el fondo, en una conjunción tenue y volátil, que no perdura en nariz profunda.
  • Sabor: Sabores neutros que dejan percibir notas a cereal, con una cualidad apenas dulce, evolucionando hacia una marca sulfurosa que destaca a mitad de boca, con notas de oxidación, que rápidamente cierran en un final algo terroso y metálico, que aún deja percibir un bajo amargor, ligeramente seco, con un retrogusto casi ausente.

Corona Porrón 330 ml

$160,00
Corona Porrón 330 ml $160,00

Corona Extra es la cerveza mexicana de mayor venta en el mundo y la marca más valiosa de Latinoamérica de acuerdo con Millward Brown.

Es una cerveza tipo Lager Pálida de 4,60° de alcohol.

Corona Extra se enfoca en la gente que busca relajarse y refrescarse.

NOTAS DE CATA

  • Apariencia: Amarillo pajizo de tonalidades doradas, cristalina y traslúcida, desarrolla una carbonatación moderada de burbujas gruesas que ascienden bajo una espuma blanquecina y delgada, de mínima persistencia al beber.
  • Aromas: Notas a cereal y fruta, a grano crudo y manzana verde, esboza un mínimo dulzor a mitad de nariz para luego desarrollar notas de oxidación y una cualidad sulfurosa en el fondo, en una conjunción tenue y volátil, que no perdura en nariz profunda.
  • Sabor: Sabores neutros que dejan percibir notas a cereal, con una cualidad apenas dulce, evolucionando hacia una marca sulfurosa que destaca a mitad de boca, con notas de oxidación, que rápidamente cierran en un final algo terroso y metálico, que aún deja percibir un bajo amargor, ligeramente seco, con un retrogusto casi ausente.